Una orden obligará a los profesores a denunciar los casos de niños desatendidos

Levante EMV, 9 gener 2010

Los profesores deben estar vigilantes en las aulas y, en caso de detectar alumnos con apariencia descuidada o mal alimentados, tienen que ponerlo en conocimiento de los directores de los centros escolares que trasladarán la denuncia al equipo municipal correspondiente de servicios sociales.
Las consellerias de Bienestar Social y Educación están a punto de publicar una orden por la que se implanta la Hoja de notificación en la enseñanza de posibles situaciones dentro de la familia de desprotección del menor para “simplificar la tarea” y con el objeto de que se convierta en un documento de intercomunicación entre el ámbito educativo y el de los servicios sociales.
La orden, que regula las medidas de colaboración socioeducativa, tiene aplicación en todo el personal docente que ejerce sus funciones en el ámbito educativo de la Comunitat Valenciana, en centros sostenidos con fondos públicos o privados, así como para el personal de servicios sociales municipales o de la Generalitat.
La hoja de notificación servirá para comunicar desde el centro escolar de Infantil, Primaria o Secundaria y solicitar la actuación del equipo municipal de servicios sociales, asesorado previamente por los servicios psicopedagógicos escolares, o el departamento de orientación.
A petición de los sindicatos, los profesores que comuniquen estos casos tienen garantizada la confidencialidad de la información, como se contempla en el proyecto de la orden. Así se ha redactado, para evitar posibles discrepancias o agresiones de familias.
La hoja de notificación de posibles situaciones de desprotección incluye con quién convive el menor (padre, madre, hermanos, abuelos, pareja de la madre o el padre, tíos, primos) y cuatro series de indicadores de riesgo: salud e higiene; emocionales, de escolarización y de relación con su familia.
Así, se contempla “si viste ropa adecuada”, “si llega al centro desayunado”, “si manifiesta cansancio o se duerme en clase” o “si no lleva la prótesis”, además de su estado de ánimo: tristeza, humor, apatía, entre otros.
En la Federación de Enseñanza de CC OO recordaron ayer a Levante-EMV que habían solicitado a la conselleria el anonimato del profesorado y que se eliminaran algunos puntos como el de que “viste inadecuadamente” además de que no suponga mas burocracia inútil para las plantillas docentes.
Esta norma deserrolla la ley de 2008 de la Generalitat sobre la Protección Integral de la Infancia y la Adolescencia que contempla que toda persona, por su función o profesión, como son los profesores, que detecte situación de riesgo o posible desamparo de un menor, tiene la obligación de ponerlo en conocimiento a los órganos competentes.

Advertisements
%d bloggers like this: